-OCTAVA JORNADA: EMOCIONANTE LUCHA EN LA CABEZA DE LA REGATA

skippertripu

The Best Skipper, busca el liderazgo

 

 

Marina Rubicón (Lanzarote), 12 de enero 2014.- Una emocionante lucha se ha entablado en la cabeza de la regata del Gran Prix del Atlántico, entre el Buccaneer de Gerardo Sigler y la tripulación del The Best Skipper de Enrique Curt. Se están acortando las distancias entre ambas embarcaciones, en la persistente persecución que desde hace cinco días le ha estado realizando la embarcación de Curt. Se ha establecido una guerra de táctica entre ambas tripulaciones, que se ha puesto en evidencia en las dos últimas jornadas, donde Skipper optó por seguir la estela del Buccaneer y donde el temple de los hombres de cada embarcación, se está poniendo en juego a esta altura de la regata.

En el último raport de seguimiento el The Best Skipper se encontraba solo a 5 millas de diferencia respecto el Buccaneer en su distancia hacia la meta en Marina Santa Marta, lo que supone, en la práctica,  que ambos se encuentran en igualdad de situación. En las próximas horas veremos cómo se define el liderazgo provisional de la regata en medio del Atlántico.

La flota ya se encuentra en pleno océano, y los vientos, inexplicablemente están muy flojos. A los que van en cabeza le quedan 2.400 millas hasta alcanzar la línea de llegada. Hoy el The Best Skipper ha decidido subir de latitud, con lo que están tomando algo de ventaja en relación con su rival Buccaneer.

segui_140112 Más hacia el Este se encuentra el solitario David Ruiz del Thor Cinco, a unas 104 millas de distancia, pero navegando a buen ritmo, lo mismo que el catamarán Yavila, de Pedro Solano, a 131 millas de los barcos en cabeza.

El Colomba IV  de Francisco Vaño ha encontrado el ritmo atlántico y navega con rumbo decidido del 270º, en una zona con poco viento, con una velocidad de 4 a 5 nudos.

Quien está recuperando terreno perdido, por su escala en Las Palmas, es el Kairos, que es quien se encuentra en la longitud más al E [24º23’W]. La tripulación de Agustín Gutiérrez, disfruta de mejores vientos que sus compañeros y con rumbo 260º lleva una envidiable velocidad de 7 nudos, que tal como están las cosas, este ritmo es un verdadero lujo.

Juan Antonio Martin, del Vagabundo, está en Marina Rubicón, a la espera de la completa reparación de la punta de proa e instalación de jarcia de su velero. Confía que para mediados de la próxima semana quede subsanada la avería. Un tiempo de espera en el que posiblemente verá llegar a otro componente de la expedición del Gran Prix del Atlántico, el ketch La Poste, que hoy entraban en el Atlántico, tras cruzar Gibraltar y poner proa rumbo Marina Rubicón.