-ERNESTO CORTINA: “MI PRIMER GRAN PRIX FUE UNA EXPERIENCIA ÚNICA, INOLVIDABLE Y ESPECIAL”

Entrevista con Ernesto Cortina: vencedor en la anterior edición del Gran Prix del Atlántico

RiasBaixas_web

Foto: María Muiñas

 

23 de noviembre 2013.- Para la revista del ‘Gran Prix 2014’ hemos entrevistado a Ernesto Cortina, armador del Gran Jotiti, ganador en tiempo real del Gran Prix del Atlántico de la pasada edición del 2012. Como siempre, Ernesto está preparado para navegar. Gran amigo del Gran Prix, regata con la que se bautizó en la navegación trasatlántica, Ernesto Cortina es un enamorado del océano Atlántico. Con la nueva edición del Gran Prix, sería su tercera travesía atlántica con nosotros.

–          ¿Que representa el Atlántico en tu vida náutica?

Después de haber navegado de una forma amateur, como un novato, por el Mediterráneo con pequeñas travesías, siempre costeras, que tu primera navegación oceánica haya sido el Gran Prix del Atlántico del 2010, a pesar de temporales y encalmadas, fue una experiencia única. Era mi primer gran sueño y recuerdo que contaba los días para zarpar. Cumplir aquella representó algo especial.

–          ¿Cómo recuerdas tu primera travesía al Atlántico?

Con especial cariño, con inquietud en los meses previos, preparando el barco y esperando que todo salga bien, pero uno lo recuerda con ilusión, a veces desasosiego. Mi primer Grand Prix fue con dos grandes profesionales como Jáuregui y Marcos Iglesias, además de mi tripulación amateur, y te das cuenta lo que significa navegar de verdad.

–          ¿De dónde viene pasión a la navegación?

La pasión por la navegación me viene en un primer momento por la literatura, por la novela histórica de nuestros episodios navales. Luego mi padre decidió comprar un barco y navegar. Y después me marcó también mucho mi suegro, Luis López Novelle, que es capitán de la marina mercante. Esa fue una llamada especial. Pero admiro a todo el que se lanza al mar, especialmente a los solitarios, como Ugarte, Basurko… Los españoles de la Withbread o después la Volvo Ocean Race. Pero, en definitiva, siento respeto y cariño por todos los que sienten y disfrutan del mar.

–          ¿Alguna singladura o travesía especialmente grabada en tu memoria?

Muchas, en tres años desde que hice mi primer Grand Prix ya son más de 40.000 millas navegadas. En estos últimos cuatro años tengo experiencias buenas y malas. Éstas últimas a veces terminan siendo buenos recuerdos. Si me preguntas una peligrosa te diría la vez que casi nos hundimos a 80 millas al norte de Madeira. Fue muy peligroso y duro. Y la última pues hace unos días, bajando de Baiona a Portugal. Entre Vigo y Lisboa hemos pillado una tremenda. 35 nudos, mar muy alto, muchas maniobras por la noche. Ha sido de una dureza especial, pero la recordaremos con cariño en poco tiempo, seguro.

–          Explícame la filosofía del Gran Jotiti

El Gran Jotiti nace de una ilusión de un navegante amateur. Es un proyecto de aventura, de dar a conocer el mundo de la náutica, de dar a conocer el mar. Y todo te va pareciendo pequeño según te metes en este mundo. Entonces buscas un barco más grande. Te enganchas y es imposible dejarlo, pero sobre todo es un proyecto de un barco español y de tripulación española. Es aventura, riesgo, conocer gente de otras tripulaciones. Es un proyecto de ilusión. La idea es cumplir poco a poco con el calendario internacional de regatas. Nació para hacer las mejores regatas internacionales y pese a las contingencias el proyecto se va cumpliendo.

–          Háblame del ‘núcleo duro’ de la tripulación del Gran Jotiti,

Los que estamos siempre somos Pecas (Miguel Jáuregui), dos amateurs como son Mafia (Antonio Román) y Mascaco (Ignacio Montero), Lorenzo y yo como armador, pero no nos olvidamos de Arbones, Basurko, Pasabant, Marcos. La mejor virtud es que hay gente incondicional y tenemos ya un lazo que nos une y esto casi más una hermandad que una tripulación. Cuando ha habido una regata de carácter internacional que entraña más peligro vienen a reforzar más profesionales. Con Mafia y Mascaco empezamos a navegar juntos hace casi diez años, como diversión. Era una forma de escapada, sobre todo salíamos en verano, pero con el primer Grand Prix del Atlántico empezó a ser todo más serio. Son incondicionales de este proyecto, como mi cuñado Lorenzo López, que han dejado muchas cosas por venirse conmigo al mar. Jauregui entró con nosotros también en el primer Grand Prix del Atlántico. Iba a venir Mikel Pasabant, pero no pudo a última hora y nos ofreció a Pecas. Y surgió una amistad y ahora es el capitán del Gran Jotiti además de ser una referencia en la vela española. Ahora compite en RC con el Peninsula Petroleum.

–           ¿Qué ‘grandes’ han pasado por el Gran Jotiti?

Desde Pecas, a Marcos Iglesias. Jaime Arbones es otro que se apunta a las regatas más exigentes y no necesita presentación. Mikel Pasabant navega con nosotros también desde hace tiempo. Este año Unai Basurko se ha sumado al proyecto e hizo la Fastnet con nosotros. Esta semana viene a sustituir a Pecas que se va con el circuito RC44.

–          Nuevos retos…

Ahora estamos navegando por España y hemos parado el calendario de regatas internacionales. Estamos inmersos en un proyecto cultural, estamos dando la vuelta a España, conociendo todas sus culturas, la costa, sus gentes, su gastronomía. No estamos haciendo singladuras de grandes distancias, pero estamos disfrutando muchísimo de la mar española, son viajes más cortos y se disfruta. Tenemos verdaderos paraísos de la vela en nuestro litoral y lo queremos recorrer milla a milla. En un futuro nos queda la Sidney Hobart, que está marcada en el calendario, otras regatas internacionales y la vuelta al mundo, que es un sueño que hay alcanzar. No dejo de pensar en la vuelta al mundo.